Recomendaciones básicas para tratar la celulitis

Si somos del grupo de las afortunadas que tienen la celulitis muy localizada y poco desarrollada (en su primera etapa), en dos o tres meses podemos acabar con ella. Hay que vigilar durante este período la aumentación y evitar o reducir al máximo las grasas, los quesos muy fermentados, las frutas secas, los mariscos, las salsas y rebozos, los dulces y el azúcar, los embutidos, las conservas, el alcohol, el café, las especias y la sal.

recomendaciones celulitis

Por el contrario, aumentar la carne magra, el pescado blanco, la fruta fresca (sobre todo los cítricos), la verdura (muy especialmente el pepino, que es diurético y reafirma los tejidos), la fibra vegetal (harinas y panes integrales) y la cantidad de agua diaria (ingerir casi dos litros por día).

Al mismo tiempo, hacer ejercicio (natación, bicicleta, correr, subir escaleras, gimnasia de piernas y caminar una hora diaria son los más adecuados para la celulitis). Darse todos los días (es importante tener voluntad y no dejar de hacerlo ni uno solo) un masaje en las zonas celulíticas con la ducha, alternando agua fría y caliente, y luego usar una crema anticelulítica.

Tratamientos para la celulitis

Si el problema está más avanzado se necesitará un tratamiento shock en un centro de estética. Suele durar uno o dos meses y combina técnicas para sudar localmente (cremas, arcillas, barros o parafinas) que hacen perder agua, productos adelgazantes fuertes que se introducen en las capas internas de la piel mediante miniinyecciones (mesoterapia) o corrientes eléctricas (ionizaciones), masajes (manuales, mecánicos, de agua o de aire).

Estas técnicas realizan un drenaje linfático, bajan la hinchazón, movilizan las grasas y mejoran la circulación, y técnicas más sofisticadas, como el rayo láser, que estimula las células afectadas. La celulitis edematosa y muy extendida, sólo se elimina con cirugía.

Dejar una contestacion